MICRODERMOABRASIÓN

La microdermabrasión en el cuerpo es una forma segura y relativamente suave de contrarrestar los rigurosos efectos del mundo exterior sobre la piel. Si bien las imperfecciones del cuerpo no se notan tan fácilmente como las del rostro, la microdermabrasión puede tratar estrías, líneas finas y arrugas, decoloración y cicatrices independientemente del lugar en que se encuentren. La microdermabrasión puede restaurar la piel lisa y sana en todo el cuerpo.

La microdermabrasión en el cuerpo es un método prácticamente indoloro utilizado para reducir la prominencia de cicatrices superficiales causadas por el acné y otras lesiones cutáneas. Al eliminar la piel sin brillo y dañada de la superficie, la microdermabrasión permite que aparezca la piel fresca y sana. El resultado es un cutis más liso y sano. Es posible que, para obtener los resultados buscados, sea necesario repetir los tratamientos. Pero, en general, la microdermabrasión reduce con gran éxito tanto las cicatrices elevadas como las hundidas.

higiene-con-microdermoabrasion.jpg